Noticias

 

El Ayuntamiento de Forua, a través de un convenio con la Agencia Vasca del Agua (URA), ultima los trabajos para solucionar los persistentes problemas de inundabilidad de la zona de Karabi, en el barrio Urberuaga. La última fase de los trabajos consiste en la construcción de un puente, para cuya colocación se cortará el acceso vial en torno a la cantera, desde el 2 de junio hasta el 27 de julio.

Los desbordamientos del río Upeta a su paso por la zona de Karabi, ocasionaban serios trastornos de comunicación vial a los vecinos de Urberuaga y Baldatika, así como a los usuarios del barrio de Metxikas del vecino pueblo de Errigoiti. Con el objetivo de buscar una solución al problema, el Ayuntamiento de Forua firmó un convenio con la Agencia Vasca del Agua URA, para la ejecución del proyecto de acondicionamiento hidrográfico del arroyo Upeta.

Las labores de encauzamiento del arroyo Upeta comenzaron a finales del pasado año y para concluir la última fase de la ejecución del proyecto, se construirá un puente de fábrica. Su construcción obliga a cerrar el paso para vehículos y viandantes en la zona de Karabi, del 2 de junio al 27 de julio. Los vecinos de los barrios de Baldatika, Armotxerri y Urberuaga deberán salir y entrar por la zona de Landaberde.

Se trata del último paso de unos trabajos cuyo objetivo es evitar los habituales desbordamiento del arroyo. La actuación ha consistido en la construcción de una cuneta auxiliar a cielo abierto, que recogerá y conducirá las aguas, que hasta ahora en períodos de fuertes lluvias invadían terrenos privados y caminos o viales públicos. El canal reconducirá las aguas hasta el mismo río, donde se verterán aguas abajo, y se evitará la inundación de la zona.

El proyecto ha sido fruto de una intensa labor de gestión municipal, que ha posibilitado la consecución de unos trabajos esenciales para dar una solución al problema de inundabilidad de la zona. "Desde el Ayuntamiento estamos satisfechos con el trabajo, porque para nosotros la accesibilidad de nuestros barrios es una prioridad. Con esta obra, cumplimos objetivos. Además, queremos agradecer a todos los vecinos y vecinas su predisposición para contribuir al buen desarrollo de un proyecto tan importante para el pueblo. Gracias por su inestimable colaboración y por su paciencia al soportar las inevitables molestias que les haya podido ocasionar.", apunta la Alcaldesa de Forua, Janire Urkieta.